02

Ago 2016

[:es]

El Internet y la televisión por cable ¿de verdad ayudan a aprender inglés?

A muchas personas se les quedó pendiente la tarea de aprender inglés, y es que solo con el tiempo uno se da cuenta de la importancia de manejar este idioma que es hablado en más de 50 países como lengua principal.

Seguramente, al terminar el colegio confiamos en que en la universidad iban a aprender inglés, pero al terminar el pregrado se dieron cuenta que la poca importancia que se le da a esta materia, sobre todo en los países de América del Sur, hizo que se graduaran con un insipiente manejo del idioma anglosajón.

Luego, crecen y tienen ese pendiente que le da vueltas en la cabeza, incluso y seguramente, se van perdiendo oportunidades laborales por falta de dominio del inglés. Sin embargo, la solución es fácil: hay que estudiar. El problema de llevar a cabo la solución es la decisión y es aquí en donde radica todo. Siempre se encontrará algún pretexto para iniciar la ardua carrera de ser bilingüe.

Una vez tomada la decisión están otros factores como el valor de los cursos y de los profesores privados, que a la larga se convierte en un componente primordial para seguir postergando el estudio.

De lo que estamos claros es que el que quiere aprender algo se lo propondrá y no habrá pretextos. En la actualidad aprender inglés está al alcance de todos y solo es cuestión de tiempo, dedicación y constancia. El internet y la televisión por cable se han convertido en grandes aliados al momento de emprender esta lucha.

Estas herramientas permiten aprender la lengua al ritmo de cada persona, existen cursos virtuales gratuitos efectivos que combinan varios estilos de aprendizaje. Asimismo, numerosos estudios aseguran que aprender inglés por Internet es más efectivo que en una sala de clase, puesto que el estudiante aprende en un ambiente relajado y estimulante. La televisión por cable complementa el estudio ya que al ver series y programas en inglés el oído se va acostumbrando y ayuda a mejorar la comprensión y la pronunciación.

Otro de los objetivos de usar estos métodos es que se ahorra tiempo y dinero, se puede estudiar desde la casa o en la oficina y en el momento que se prefiera.[:]